Leemos y nos enteramos por las redes de un acto criminal en contra de una familia evangélica, recabamos información de algunos perfiles incluso uno oficial del del perfil oficial del
Pbro. César Humberto Casillas Molina

En relación con las publicaciones en redes sociales sobre el brutal asesinato de una familia Huichol, por instrucciones de nuestro Superintendente General Pbro. Abel Flores les comunico:
1.- Que nos unimos al dolor que embarga esta familia y esta iglesia.
2.- Que los hermanos Lucio Martinez y Martha Vázquez y toda su familia eran miembros de una iglesia de Asambleas de Dios en la sierra de Nayarit ( No misioneros)
3.- Que estoy viajando a su comunidad y que los mantendré informados.
Agradezco la solidaridad mostrada por toda la iglesia evangélica del pais.


DISTRITO SINALOA/NAYARIT A.D.

!como han caído los valientes!
con mucho pesar les comparto estas fotos..
DE nuestro hno Lucio esta con muletas.. y nuestra hna martha..

esta mañana me informaron que la familia Martinez fue encontrada asesinada en su rancho cafetalero entre la Mesa del Nayar y Sn pedro ixcatan Nayarit.
son de la Etnia Huichol sus nombres de los hnos de la Fe son hno Lucio y su esposa Martha y su nieta de un año y medio…los tres los encontraron amordazados, asesinados y quemados…los cuerpos fueron levantados por el ministerio público


del perfil de Gloria Azucena Falcon Sanchez:

pudimos velar a nuestros amigos y hermanos, marta fue una gran amiga una mujer valiente y esforzada aunque sufrió mucho cuando la conocí, yo como misionero en la carcel,  ella pronto acepto a Cristo no titubeo al recibirl. Lucio ,un hombre que amo a su mujer una muestra de amor y ejemplo el estuvo siempre a su lado aun cuando estuvo en la cárcel, El vivía afuera en un carro el y su hijo por mas de 5 años hasta que saliera de la cárcel..
recuerdo que el se hizo policía para estar cercas fue su guardián ,
Arnulfo de tan solo 13 años paso este proceso juntos con sus padres
al salir trataron de recuperar los años perdidos pero ahora con una vida entregada a Dios y asi fue los ultimos años.


DESMIENTEN MOTIVOS RELIGIOSOS EN ASESINATO DE INDÍGENAS HUICHOLES

Por: Oscar Moha

Ciudad de México, 27 de febrero de 2017.- La misionera Gloria Azucena Falcón, de la Iglesia Asambleas de Dios en Nayarit, desmintió que el asesinato de dos indígenas de la etnia huichol y una niña de apenas año y medio de edad, se debiera a motivos de intolerancia religiosa.

“Los hermanos eran miembros de la Iglesia en la localidad en la etnia huichol y fueron asesinados por rencillas que tenían con vecinos de esta zona, pero todavía se llevan a cabo las investigaciones porque los quemaron vivos a los tres y al parecer los torturaron antes de morir”, dijo en entrevista la misionera de esa congregación.

Azucena, junto con su esposo Gregorio Falcón son misioneros en la sierra de Nayarit y han llegado hasta donde se encuentran las tribus cora y huichol para compartirles el evangelio, desde hace más de 14 años.

Explicó que la niña de nombre Yanet Vázquez también fue calcinada junto con sus abuelos maternos, Lucio Martínez y Martha Vázquez, pero debido a una vendetta, toda vez que ésta última habría dado muerte años atrás a un hombre que al parecer pretendió abusar de ella.

“Martha estuvo más de5 años en la cárcel debido a esta situación y fue ahí donde aceptó el Evangelio y se sospecha que fueron los hijos de ese hombre -o alguno de sus familiares cercanos- quienes en venganza quemaron a los tres”, explicó Gloria Azucena Falcón.

Sin embargo, añadió que sí hubo problemas con las autoridades locales de la tribu huichol para sepultar a los tres, ya que pertenecen a una Iglesia Cristiana Evangélica, motivo por el que se les negó el servicio del panteón municipal. Aunque finalmente lograron abrir tres fosas para enterrarlos y están espera de las averiguaciones para castigar a los culpables.


DEL PBRO. GUILLERMO RODRIGUEZ – lider nacional del Concilio. (update 28 feb,2017)

Desde el 19 de agosto de 2005 el periódico La Jornada ya informaba que en la etnia wixárika o huichol, como nosotros la conocemos, se habían presentado casos de intolerancia religiosa que derivó entonces en la expulsión de su comunidad de familias evangélicas de diferentes denominaciones, aprovechando caciques oportunistas para despojarlos de sus tierras. A una de las expulsadas “le quemaron su casa, con ella adentro, y sufrió graves quemaduras, mientras a nosotros nos dijeron que si no nos regresábamos a sus costumbres nos iban a incendiar vivos”, relató uno de los 60 expulsados.

Este conflicto se agudizó a partir de 2012, con el cambio de líderes en la región, que volvió a intentar expulsar a todo aquel que hubiera cambiado su religión, según lo informó en su momento Noticia Cristiana.

El 27 de enero de 2016 el medio electrónico Protestante Digital informó que “18 adultos y 10 niños fueron expulsados de la Comunidad de Tuxpan de Bolaños en el Campo Huichol en el Estado de Jalisco por acuerdo de asamblea por no profesar la fe católica. Los propios lugareños sacaron a los evangélicos en un camión de redilas quienes ahora están refugiados en un sitio conocido sólo como Bolaños. Las autoridades estatal y federal están notificadas. A nivel internacional hacemos también lo propio.”

Por cierto que la religión católica aún más sincretizada con ideologías locales es la preponderante en los intolerantes y violentos expulsadores.

Ahora, más trágico todavía, de acuerdo a una nota del 28 de febrero del diario Provincia, “Personal del área de homicidios de la Fiscalía General de Nayarit investiga el triple asesinato de una familia wixárika (huichol) ocurrido en el rancho El Jabalí anexo a El Manguito, en el municipio El Nayar, Nayarit.

De acuerdo con versiones de vecinos de El Manguito y de las autoridades locales, el hecho se registró el pasado 23 de febrero cuando al campamento llegó un grupo de sujetos armados con machetes, de apariencia indígenas, quienes se dirigieron a la choza donde radicaba la familia y sin más los sometieron y amarraron, para enseguida prenderle fuego a la casita.”

Etnias Mexicanas AD escribe en su página que los hermanos de las Asambleas de Dios, Lucio Martínez y Martha Vásquez, así como su nieta de año y medio de edad son los creyentes martirizados.

La intolerancia religiosa incluso les impedía el paso a los deudos para sepultarlos en el cementerio municipal, porque eran “aleluyas”.
Ellos descansan en paz en las moradas de eternidad, ante la presencia beatífica del Señor. La esperanza buenaventura les aguarda. Mientras tanto, que el consuelo del cielo le sea concedido a sus seres queridos y a los hermanos de la fe. Amén.

Pero que las autoridades omisas en el cumplimiento de su deber hagan valer el imperio de la ley y que la garantía constitucional de libertad de credo se cumpla sin distingo en todos los mexicanos.
Oro al igual que cada creyente por los hermanos que profesan su fe en medio del peligro de expulsión o de muerte. Dios los bendiga. Amén.

varias fuentes: – fotos tomadas de los perfiles de facebook.

Comentarios